6 abr. 2018

De negro a blanco sin escala

Hace un mes y días que no escribo en el blog, no saben como lo extraño; esas cosas que tiene la vida de poner siempre nuevos desafíos en el camino para que tengamos que decidir prioridades y el blog siempre queda en último lugar.

Hoy, viernes de lluvia divino (como me gustan estos días) me dije que era un buen día para volver al blog, retomar las entradas semanales y mimarlo mucho!!!

No quiero aburrir más, así que sin más les cuento que el post de hoy tiene que ver con una transformación total; quienes me siguen en instagram ya habrán visto el sillón negro; bueno aquí su historia.

Carolina me contactó al ver las fundas de los sillones de Paz, que por cierto quedaron di vi nas; ella tenía un sillón chocolate casi negro de ecocuero al que quería transformar, porque que estaba haciendo algunas modificaciones en su casa y ese color era muy oscuro para su nueva propuesta decorativa.










Así que tomamos el auto y allá fuimos con Anita y gps en mano, porque teníamos que llegar hasta Maschwitz y verdaderamente sólo había ido una vez y con marido, así que no tenía ni idea de cómo llegar. 
Gracias al gps y las indicaciones de Caro llegamos sin problema a la hora pactada. Como siempre en la primer visita tomamos las medidas del sillón y elegimos color y género.

En la siguiente visita, también con gps, ya parecíamos tres en el auto hablando, Anita, la gallega del gps y quien escribe; un cotorrerío mortal...jajaja; así y todo llegamos super bien, gracias gallega!!!

Mientras prendíamos la tela en el sillón, conversamos y nos pusimos al día con Ani (que no nos cuesta tanto..jajaja) después Caro también se acercó y nos contó un poco de cómo eran sus días, de porqué habían elegido mudarse y los planes para el futuro.

El día estaba hermoso para quedarse a tomar unos mates en el jardín, pero teníamos que volver.







A la semana siguiente volvimos con nuestra querida amiga "la gallega del gps", esta vez, cómo ya habíamos ido varias veces le bajé el volumen para poder hablar tranquilas, total ya casi tenía la ruta de memoria; panamericana, ruta 9, bajada km 26; ya lo teníamos; así que tan confiada que casi ni se escuchaban las indicaciones del mapa virtual. Charlando el viaje se nos hizo tan corto que cuando nos que nos dimos cuenta habíamos llegado a Escobar "what???? cómo pasó esto???", claro, la gallega nos los hizo a propósito porque la callamos...ajajaja; por suerte pudimos retomar y llegar a la casa de Caro; cuando le contamos no lo podía creer.




A medida que colocábamos la funda el sillón se iba transformando y la luz ambiente cada vez era más clara; una metamorfosis total.
El género que elegimos fue panamá blanco, tiene ese toque de rusticidad y delicadeza a la vez que me encanta!!! 



Cambio total para el living de Caro; de negro a blanco sin escala!!!

Gracias Caro por convocarme para este gran cambio de tu living, por abrirnos las puertas de tu casa y permitirnos ser parte de esta transformación!!!

Porque transformar tus espacios en #tucasafeliz es lo que me gusta hacer!!!



Y no te olvides, si necesitás ayuda, asesoramiento para tus ambientes o fundas para tu sofá  escribime a roxiameduri@hotmail.com que seguro juntos encontramos la meta para transformar los espacios en #tucasafeliz!!!


Feliz viernes!!!

1 comentario

  1. Roxi!!!!! que lindo se ve todo el cambio junto!!! gracias por compartir y que risa son los backstage de cada obra jajajaj, un beso

    ResponderEliminar

© Roxi Ameduri Marchettini
Maira Gall