6 oct. 2014

manías II

Después de unos días en cama y sin poder hablar, vuelvo al ruedo
y continúo compartiendo mis manías.

Llevar la cinta métrica en la cartera, es otra de mis costumbres extrañas.
Ya sea que tenga que ir a trabajar, visitar a un cliente o salir a pasear, no puede faltar en mi cartera. "Para qué lo llevás???" me preguntaron una vez; "es parte de mi" les respondí.



Cuando mis niñas me revisan la cartera (que es a menudo), lo primero que encuentran para jugar es el metro, el tema es que después lo encuentro tirado por el piso como por casualidad.

Tengo una anécdota de hace tiempo que todavía no lo puedo creer.
Tenía que ir a la casa de una clienta; nos habíamos puesto en contacto por mail, pero no la conocía personalmente. Ella quería realizar unos muebles a medida y yo tenía que ir medir para encargarlos.
Antes de salir, como hago siempre, preparé todo para llevar.


Llego a la casa de la clienta, me cuenta que es lo que quiere y vemos juntas el lugar.
Después de ponernos de acuerdo cómo lo quería, le dije que tenía que tomar las medidas, "si hacelo tranquila", me dijo. Fui a mi cartera a buscar el metro y oh! sorpresa, el metro no estaba.
Empecé a transpirar de a poco, el corazón me empezó a latir más fuerte, mis manos comenzaron a temblar de los nervios; "no puede ser, tiene que estar por acá" pensé; pero no, no estaba.
"Cómo le digo a la clienta, que encima no me conoce, que fui a tomar las medidas y me olvidé el metro; va a pensar que soy una pelo...., y si lo piensa tiene razón" pensaba al tiempo que seguía revolviendo la cartera.
Finalmente le dije, "tenés un metro para prestarme???" si, me dijo, sin hacerse mucho problema, 
"lo tenía en la cartera pero se ve que mis hijas me lo sacaron para jugar" me justifiqué.


Qué vergüenza pasé ese día, cómo no me di cuenta que me faltaba la cinta métrica, 
todavía no lo puedo creer.

A partir de ese día, está prohibido jugar con el metro; 
aunque lo de revisar la cartera todavía no pude combatirlo. 


"El éxito en la vida no se mide por lo que logras,
sino por los obstáculos que superás"





8 comentarios

  1. jajaaj pareces mi marido!!! Lo cargo y le digo que lo use de llavero!!!! Besos!

    ResponderEliminar
  2. Me hiciste acordar a mi mama en la época que hacia mosaico tooodo el tiempo. Salía del taller con pedazos de azulejos, martillo, alicate...todo en la cartera para hacer mandados, ir al banco...El que podía siempre estiraba los ojos curioseando jajajaja!!!

    ResponderEliminar
  3. Que me revisen la cartera (y me saquen alguna cosita).... es casi tan imposible como pedir que cuando estoy en el baño no me abran la puerta!!!!!

    ResponderEliminar
  4. Yo metro no llevo, pero clavos, tornillos...destornillador...

    ResponderEliminar
  5. jajajajaja!
    Conozco esas manías!
    Es responsabilidad por tu trabajo también!
    Pero puede pasar,una sufre mas que el resto,que ni cuenta se da...
    Mi libreta no puede faltar en mi cartera,puedo volver por ella ;)
    Besos Roxi!

    ResponderEliminar
  6. me gusta tener cuadernos para escribir todo lo que se me ocurre,y juntar pedacitos de alambres...
    carños!!!

    ResponderEliminar
  7. Jaja, eso de las revisadas de cartera es para problemas. Mi sobrina me revisa siempre y encuentra caramelos ¡que mi hermano no le deja comer! Así que comienzan los llantos y los "porfis" jaja. Espero que andes muy bien Roxi, te mando un abrazo grande :)

    http://albenpocaspalabras.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  8. Hola Roxi, vengo leyendo todos los post y no sabia en cual comentar! Comparto esta mania, metro, libreta y lapiz van siempre conmigo :)
    Me encanta el blog, me encanta como trabajas, tus dibujos, tus planos! felicitaciones.. me quedo aca!
    Besote
    Nati

    ResponderEliminar

© Roxi Ameduri Marchettini
Maira Gall